lunes, 17 de diciembre de 2012

LA LIBERTAD DE PRENSA


Los peligrosos avances de un inteligible izquierdismo, en su morboso empeño de transformarlo todo, desquiciando los sistemas que norman la vida de los pueblos, ha dado margen para que cambien sustancialmente las estructuras jurídicas de muchos países. En Alemania, por ejemplo, Hitler se ha visto precisado a adoptar enérgicas medidas contra los órganos de propaganda comunista, al extremo de verse obligado a organizar un servicio completo de censura externa que no permite ni el ingreso de prensa roja importada de fuera, ni tolera que se extienda ni se produzca lo que pretenden llevar a cabo dentro de la nación.

Otro ejemplo de la misma índole nos lo da Italia con la creación de dependencias especiales que controlan minuciosamente toda expresión de carácter comunista imponiendo la propagación de las teorías rojas.

Y es que ha llegado el instante en que la sociedad ha tenido que cohesionarse ante el peligro que significaba el peligroso avance de la oclocracia.

[...] Los funestos resultados de la complacencia se han visto fructificar por desdicha en los países en que los gobiernos no quisieron poner a tiempo coto a tales desmanes. [...]

El rotundo fracaso del plan quinquenal y otras muchas manifestaciones más de inadaptación, ha servido para que aún los propios agentes del soviet se convencieran de lo ineficiente e impracticable de sus metodologías sociales.

Diario Acción, 5 de octubre de 1934.

domingo, 15 de julio de 2012

NACIONALISMO AUTÉNTICO

[...]

La Unión Revolucionaria, poderoso partido mayoritario de las masas populares, es la única organización en el Perú, que ha sentado firmemente los principios ideológicos del auténtico nacionalismo peruano y lleva como cuestión previa en su programa doctrinario la solución nacionalista de todos los problemas que se relacionan con el trabajo.

[...]

La función del trabajo, que como elemento activo interviene en colaboración con el capital en el campo de la producción crea deberes y derechos para ambas partes.

[...] La nueva doctrina del nacionalismo auténtico que propugna el PUR resuelve simplemente las cuestiones del trabajo sobre las bases de justicia, armonía y cooperación, única forma de obtener el bienestar general de los que laboran bajo la garantía del Estado.

El nacionalismo reconoce personería a las asociaciones o sindicatos de obreros, empleados y profesionales, agrupaciones que representan los legítimos derechos y aspiraciones de las masas laboristas, pero excluye totalmente a los sindicatos internacionales marxistas, disolventes de la nacionalidad y que atentan contra el capital, porque en el trabajo es materialmente imposible prescindir de este último factor.

Establecemos, pues, concretamente que todo lo relativo al trabajo, debe resolverse como equidad por organismos tripartitos integrados por el trabajador, el Estado y el capital, estrechamente unidos en mutua y recíproca cooperación.

[...]

La mejora evolutiva en las condiciones del trabajo, dentro de las posibilidades del país, sólo se conseguirá con la adaptación de los nuevos y científicos métodos que propugnamos, única forma, lo repetimos, no sólo de mejorar las condiciones del obrero sino de incrementar y dar garantías al incipiente capitalismo nacional. Contemplar y desarrollar con los propios intereses, todos los puntos hoy antagónicos que se relacionan con el trabajo en todas sus fases, tal es la organización nacionalista del trabajo que propugna el partido de las masas populares, la UNIÓN REVOLUCIONARIA.

Diario Crisol, 12 de abril de 1934.

domingo, 24 de junio de 2012

ESPAÑA Y EL PERÚ

Los acontencimientos trágicos de una nación, no son actos incidentales, ni bruscos e inesperadas manifestaciones que pueden presentarse en un momento cualquiera, estos son la resultante natural de fenómenos aislados que vienen acumulándose sigilosamente en la vida diaria y cuya conformación sufre el efecto destructor o violento al conjuro del motivo básico que encubierto, aprovechándose de ellos, causa el estallido.

En España al estudiarse su panorama siniestro, quiere darse como punto de partida el asesinato del valiente líder Calvo Sotelo. No es cierto. Ya hacía mucho tiempo que esa nación sufría de febril agitación causada por regímenes izquierdistas, que revolucionando en sus diversos aspectos minaban silenciosamente sus corrientes básicas.

Rebeliones aisladas, masacres, asaltos, heridos, actos de irrespetuosidad para el Ejército, volantes contra la Iglesia y el Estado y la culminación de las elecciones que dejaron infiltrarse en la constituyente en crecido porcentaje de elementos izquierdistas que marcaron el fenómeno siniestro de su vida republicana.

La única fuerza que rivalizaba con esas anomalías estaba formada por la Falange Española, esto es, por fascistas por temperamento y patriotismo que seguían la valiente y atinada dirección de su líder Primo de Rivera.

Esta fuerza tuvo que soportar los embates de sus enemigos del poder central, la indiferencia de las clases acomodadas, el abstencionismo de muchos que presentían el desequilibrio y, por último, la irónica abulia de los institutos armados que creyeron con sus armas poder ahogar oportunamente todo intento subversivo de los derrotistas.

En esta lucha desmedida, interminable, Primo de Rivera no fue bastante comprendido, fue escarnecido, encarcelado, atacado alevosamente y sus legiones fascistas sometidas a la impotencia e inacción mientras por otra parte se acrecentaban combativas las fuerzas izquierdistas, que ya sin ese dique, se entregaban a mayores excesos.

Fatalmente el tiempo todo lo aclara, todo lo cancela, todo lo liquida y en los momentos de sangre y lodo en que se debate España, nublado su claro y límpido cielo, por una sombra fatal, las miradas se dirigen auscultantes sobre esa Falange española que aún diezmada ha tomado su puesto de patriótica defensa nacional y sobre ese líder que no fue valorizado a tiempo, hoy se eleva a los masacrados por estas vandálicas hordas izquierdistas.

Eso sucede en España, los acontencimientos están latentes, como una herida mortal y lacerante, que sólo nos arranca sentimientos de espanto e indignación, amargura y desconcierto.

Si de las lecciones vividas nos dice la Historia que hay que tomar sus lógicas y enseñanzas, debe servirnos de clarinada a esta nacionalidad peruana sacudida por iguales fenómenos, que aunados y protectores sólo deberán fijar su mirada hacia el Partido político constructor que sirve y servirá de valla en iguales condiciones en que los agentes de Moscú prosiguen su tarea ya empezada en nuestra patria, entidad que todos conocen: LA UNIÓN REVOLUCIONARIA.

Que no nos pase lo que en España; que preveamos lo que después será tarde y duro remediar y que el recuerdo de un líder español sacrificado, una Falange española diezmada y conmovida, despierte a los apáticos, a los abúlicos, a quienes tiemblan y dudan, en fin, a los que tendrán que lamentar en carne propia su decisión.

PERUANOS: LA UNIÓN REVOLUCIONARIA ESTÁ EN PIE.

Carlos García-Rossel.

Diario Acción, 6 de noviembre de 1936.

sábado, 5 de mayo de 2012

CÓMO Y POR QUÉ SE ORGANIZAN LOS CAMISAS NEGRAS DE LA UNIÓN REVOLUCIONARIA


Ante cierta especie que los espíritus malévolos vierten, tenemos que hacer presente al público que las Milicias de la UR se organizan con el fin de cooperar con el mantenimiento de la paz social amenazada en todo por elementos perturbadores. El orden público está bajo la jurisdicción de las autoridades constituidas a las cuales las leyes señalan sus normas.

La paz social también cae bajo el control de las autoridades, pero ello no se opone a que ciertos organismos como las Milicias de la UR apoyan y presten cooperación para que los conflictos no degeneren en luchas acaso cruentas.

Por otro lado, el Partido como entidad política tiene también necesidad de núcleos preparados que dan a la organización interna una sólida estructura.

En el reciente paro obrero, los Camisas Negras contribuyeron eficazmente a que el movimiento no prosperase en algunas haciendas de los valles de Lima, porque bien a las claras se veía que dicho para no descansaba en razones de justicia ni reclamos debidamente fundamentados, sino en afanes de agitación social. Lo dicho es una demostración de la utilidad de las Camisas Negras. 

Los escuadrones de Camisas Negras no se forman, pues, con la consigna de lanzarse contra determinados grupos. Es absurdo sostener tal cosa. Hay que percatarse simplemente de la función que desempeñan las Milicias fascistas en Italia y las tropas nazis en Alemania.

miércoles, 7 de marzo de 2012

LA EDUCACIÓN FASCISTA EN ITALIA Y LA UR EN EL PERÚ


...vamos a exponer nuestra manera de pensar que importa además la defensa del programa que sobre el particular tiene la Unión Revolucionaria y que es análogo al que con todo brillo viene cumpliendo el Partido Fascista en Italia.

No cabe duda sobre el peligro que para la nacionalidad envuelve la propaganda  que los partidos de la extrema izquierda vierten en el corazón de las jóvenes generaciones, propaganda especialmente demagógica, derrotista y antipatriótica.

Es, asimismo, incuestionable el deber que los poderes públicos tienen de velar para que ese peligro desaparezcan penando severamente a quienes infiltran en la adolescencia semejantes doctrinas repudiables, sobre todo si quienes tal hacen son los mismos maestros que la nación paga para educar patrióticamente a sus hijos y no para corromperlos como ha venido ocurriendo en multitud de casos con profesores marxistas.

Para estos sí, el rigor inexorable de una ley especial debería caer dada la magnitud del crimen que su comportamiento encierra. Pero tal situación en muy distinta tratándose de los partidos sustancialmente nacionalistas y de orden. Estos si tienen perfecto derecho para extender la obra de su acción hasta las nuevas generaciones, ya que en ellas reside el futuro del país y no pueden por lo mismo, dejarse abandonadas, sino que hay la obligación de atender a su educación integral, colaborando con el Estado, que en materia de instrucción encuentra serias dificultades entre ellas por la estrechez económica.

El complejo problema de la educación juvenil viene zanjado por el fascismo italiano en la forma notablemente práctica que sabe señalar a estas importantes cuestiones el genio mussoliniano y con el resultado sorprendente que contempla el mundo.

Consecuente, la Unión Revolucionaria, que en nuestro medio representa la tendencia fascista, no podía  menos que incorporar en su programa tan importante aspecto que concierne a la continuidad de sus principios en el tiempo y así lo ha hecho avanzando las gestiones para establecer el patronato Sánchez Cerro, fundación destinada a cuidar la preparación física y moral de los hijos de los sanchecerristas que serán los Camisas Negras del mañana.

Esta entidad al llegar a formalizarse en la realidad, aún cuando dependiente del partido, cumplirá benéfica labor de incalculables proyecciones para la sociedad y la patria. La inscripción en ella, requiere el expreso consentimiento familiar, voluintariamente prestado por los miembros de la Unión Revolucionaria, que deseen amparar a sus hijos bajo los auspicios éticos-docentes del patronato.

Próximamente daremos a conocer algunos detalles sobre este paso de aliento que el fascismo peruano, harto potente ya, se decide a emprender desde el llano donde, por ahora, se encuentra.

Diario Acción, 18 de marzo de 1934.

martes, 28 de febrero de 2012

FRENTE ÚNICO DE LAS DERECHAS


Rumor insistente en nuestro ambiente político es el que se refiere a la posible unión de las derechas. Obvio es consignar que la lucha política en el mundo se realiza entre dos fuerzas que pugnan por establecer supremacía a fin de enrumbar la marcha de los pueblos, haciendo realidad los programas que propugnan. Esas dos fuerzas son las que se titulan: la derecha y la izquierda, representando ésta la programación avanzada de un trasfondo radical en el orden social, político y económico, aquella, el paulatino avance del progreso con programas serenos, guardando con religiosidad la heredad recibida de nuestros antepasados y que represente en la vida de un pueblo toda la grandiosidad y la gloria de nuestras tradiciones.

Conservar renovando es la derecha; innovar desquiciando es la izquierda.

Proceso revolucionario éste, evolutivo aquella. Sobre estas dos fuerzas que dividen los pueblos, pesa el destino de la humanidad. ¿Quién triunfará en la lucha? Los primeros, realizados en países de vasta cultura, se han inclinado a las derechas que significan serenidad, mesura, tino, acendrado nacionalismo, educación espiritual que enaltece las virtudes ciudadanas y así presenciamos que en España, Alemania, Italia, países que giraban obsesionados en elecciones libres o con el aplauso a una política nacionalista, vemos su deseo de marchar dentro del marco de las leyes naturales del progreso y la civilización.

Descubierto los arteros planes de los partidos de izquierda, disfrazados con la piel de carnero para ocultar sus verdaderos propósitos anarquistas, han merecido el más franco repudio y la reacción vigorosa que con el lema: "La patria antes que todo" [...]

En nuestro país, decíamos, tenemos esas dos fuerzas representadas en los partidos aprista y UNIÓN REVOLUCIONARIA.

Además de estos partidos tenemos en ambos bandos, pequeñas agrupaciones de reciente agrupación o que existieron en tiempos pasados y que hoy desean también intervenir en la dirección del gobierno aportando sus buenos deseos, posiblemente, pero sin sus épocas, sus glorias, sus triunfos, su fuerza de otra hora, deseando llegar a la ciudadanía con propósitos sanos, sentimentales, queriendo ser acogidos porque otrora fueron grandes; pero no encuentra eco y no podrían encontrarlo.

[...] La ciudadanía, la verdadera ciudadanía, la verdadera ciudadanía honrada formada por el obrero por el trabajador, auqella que exhibe jactanciosa su cara sudorosa, que dice a todos lo que significa luchar por el diario sustento, que sabe apreciar a los buenos y los cataloga sin equivocarse, se reúne listo el brazo vigoroso en fuerza innegable en la UNIÓN REVOLUCIONARIA, apoyando al hombre que en vida del héroe se identificó con sus inquietudes, con sus deseos, con su patriotismo y que muerto aquel continúa la lucha sin desmayos, sin temores, sin claudicaciones, con igual entereza, con idéntica honradez y patriotismo. [...]

Vengan a nosotros todos los que quieren, haciendo promesa de obediencia con títulos reconocidos dirigen al Partido; pero no pretendan alianzas acomodaticias que les beneficiarán con gran desmedro nuestro.

En efecto, ¿qué fuerza popular pueden aportar todos los partidos de derechas juntos que quieren igualarse a la de la UNIÓN REVOLUCIONARIA?

Fuerza parlamentaria y nada más, sin respaldo popular, por el contrario, con la aversión consiguiente que inspira al delincuente, el tránsfuga, el traidor; luego pues no tienen títulos para tratar de gestionar convenciones de partidos. [...]

Día a día se acrecientan las fuerzas del Partido y día a día se acerca la hora del triunfo definitivo por el peso de una formidable mayoría que terminará con los petimetres y párvulos del kindergarten aprista y absorverá las pequeñas agrupaciones que con nombres de partidos tradicionales resucitaban en la conciencia ciudadana, han aparecido con buenos deseos, pero sin resplado popular.

Diputaciones anhelan esos señores, seguramente, y quieren cobijarse en la UNIÓN REVOLUCIONARIA. Pero el niño bueno, sentimental, y sugestionable se ha convertido en un hombre remozado, pletórico de fe y consciente de sus actos. ¿Lo han oído? ¿No?, ¿no leen? Pues recuérdenlo los demócratas, liberales, nacionalistas, constitucionales, etc., etc, sólo la UNIÓN REVOLUCIONARIA es la fuerza de derecha contra el Apra y no hay más jabón que el que hace espuma.

Sólo las Camisas Negras salvarán al Perú.

Diario Acción, 1 de enero de 1934.

sábado, 25 de febrero de 2012

DEL IDEARIO DEL PARTIDO - EL NACIONALISMO AUTÉNTICO


(Con el fin de propender la divulgación de los modernos principios de la ideología del PUR, la Jefatura General de Prensa y Propaganda inicia la publicación de los puntos doctrinarios)

Es añoranza del pasado revivir los pretéritos programas de las antiguas agrupaciones políticas tratando de readaptarlos a la realidad de ambiente actual. Tratar de poner en marcha organismos de sistemas caducos que no corresponden al dinamismo de la vitalidad nacional sólo serían un desgaste innecesario de energías.

Los viejos partidos políticos de nobles tradiciones ya cumplieron su misión histórica. Ellos representaron las tendencias y los ideales de su época. Hoy la trayectoria de la política está encausada por ideas y principios en que sustentan sus programas los partidos políticos de moderna estructura y que tratan de marchar acordes con la realidad de la vida.

Necesariamente, sin embargo, debe tenerse en cuenta que las ideologías no se sustentan sólo en principios abstractos de teorías filosóficas o de hermosas idealidades patrióticas. Es necesario que los principios se fundamenten en la experiencia de los hechos y en el conocimiento de la realidad para que puedan amoldarse a la posibilidad y a las necesidades concretas del presente.

La evolución de la sociedad ha transformado la organización de los Partidos políticos. Ya no son multitudes gregarios de individuos ignaros a las órdenes de caudillos ambiciosos o de un apóstol iluso.

Hoy conforme a los dictados de la ciencia política, los partidos organizan sus huestes en la estricta disciplina de las masas y en su unión espiritual con el fin de alcanzar una meta que constituye el mejoramiento máximo social y económico del pueblo de acuerdo con los intereses solidarios de sus asociados. [...].

En el ambiente político del Perú nació la poderosa fuerza popular constituida por el Partido Unión Revolucionaria, que conserva la preciosa herencia de los postulados del Manifiesto de Arequipa.

En clara visión del futuro, consciente de sus responsabilidades y de acuerdo con las premisas de la vida moderna el PUR ha echado lss sólidas bases de su organización.

Sin los egoísmos de los intereses de círculo, ni ambiciones bastardas de falsos políticos, plasmando con una sola idea las legítimas aspiraciones de la mayoría ciudadana, el actual Jefe Supremo del Partido, Luis A. Flores, ha captado los anhelos y justas aspiraciones sociales y económicas de la mayoría ciudadana.

Anhelos, que encarnan el verdadero espíritu nacionalista de los trabajadores peruanos y ha formulado el Programa del PUR en elevados principios del más auténtico nacionalismo.

Bien podemos resumir esta fase ideológica y doctrinaria del PUR con esta premisa:

Cooperación para el trabajo armonizando los intereses económicos y sociales y encauzándolos en el campo de la producción nacional con el fin de obtener el bienestar general de la colectividad y la grandeza y poderío del Perú. Este es noble y elevado ideal del nacionalismo que persigue el PUR del Perú.

Jefatura de Prensa y Propaganda